La chalanería colombiana

La chalanería nace como deporte cuando se percata que el caballo puede utilizarse como un elemento utilitario. El caballo se empezó a emplear como elemento de trabajo convirtiéndose en pieza fundamental para la nueva era del hombre y del deporte.

La primera academia fue fundada por el conde de Fiaschi en el año 1539 en la ciudad italiana de Ferrara. Inspirada por la caballería militar, nació un deporte práctico que cada vez coge más fuerza.

La chalanería

La chalanería es la conexión que puede llegar a tener el jinete con su caballo, con una buena conducción pueden llegar a formar un binomio, una mezcla de sincronía, coordinación, técnica, compenetración y afinidad, son las bases para que este deporte sea exitoso y bien reconocido.

La gracia de practicar la chalanería es el arte que se realiza al montar el caballo criollo, este deporte tiene un estilo para disfrutar la buena conducción que realiza un jinete. La chalanería es un deporte de paciencia, aprender a montar al caballo es un requisito primordial, se requiere de mucho entrenamiento, disciplina y pasión.

La chalaneria colombiana

Reglas básicas para realizar la chalanería

  • Siempre llevar el casco para evitar golpes de gravedad.
  • Usar botas de equitación para un mayor agarre y para evitar dolores en la parte posterior del cuerpo.
  • Usar guantes para evitar que las riendas del caballo generen ampollas en las manos o alguna otra infección.
  • Usar un atuendo adecuado para una mayor comodidad a la hora de ejercer el deporte.
  • Tener el cabello recogido para una mayor comodidad.

Penalizaciones:

  • El derribo a un obstáculo.
  • Dejar una extremidad en el agua o por cualquier huella dejada sobre el listón que delimita el salto de la ria.
  • Por una desobediencia, las desobediencias se pueden considerar como:
  1. El rehuse.
  2. La escapada.
  • Cuando el participante hace un error de recorrido, los errores pueden considerarse como:
  1. No realizar el recorrido conforme al grafico fijado.
  2. No saltar los obstáculos en el orden o en el sentido indicado, dependiendo la prueba.
  3. Realizar alguna acción que no sea parte del recorrido.
  4. Olvidar un obstáculo.
  • Caer del caballo: Cuando el Jinete cae al suelo en su totalidad o recurre al apoyo para poder volver a la silla, se considera como caída.
  • Por excederse del tiempo límite.

Características de un buen jinete

Características de un buen jinete INFOGRAFÍA

Lea también: Doma ecuestre o adiestramiento

Posición para la práctica de la chalanería 

El asiento: Es una de las partes más importantes a la hora de realizar la chalanería, el jinete debe estar muy atento ya que se puede dar cuenta la presión que está ejerciendo su caballo; si cojea, si ha salido mal a la hora de galopar. Se debe estar relajado en la montura, con el cuerpo bien centrado para no perder el equilibrio.

Los brazos: Esta es una parte fundamental para que el caballo note que el jinete esta relajado, es más fácil para el caballo si puede estirar su cuello sin que las riendas se lo impidan. Una posición natural es lo indicado, con los codos flexionados y las manos con los pulgares hacia arriba.

Las piernas: Esta posición es fundamental a la hora de realizar este deporte, ya que con las piernas se mandan las señales al caballo, es recomendado estar en una posición natural y sin ninguna presión para que el caballo no se confunda con las señales.

Los pies: Estos se ubican en los estribos, pero no hay que introducir todo el pie, solamente la punta y con los talones hacia abajo.

Los hombros: Es fundamental mantener una postura relajada, con la cara bien alta y los hombros relajados.

La chanalería, caballo y jinete

Por Alejandro León

You may also like...