¿Qué le depara el 2018 a Froome?

Nacido en Kenia, pero nacionalizado británico. Es conocido por todos los colombianos, debido a su constante competencia con Nairo Quintana por el tour de Francia en los últimos años. El gran Christopher Clive Froome, más conocido como Chris Froome, corredor del sky, quien se encuentra en serios problemas para las competencias de este 2018 debido al resultado positivo en la prueba antidoping  que se le realizó el año anterior, mientras corría la vuelta.

Lea también: Finalizan los cuartos de final de la UEFA Champions League

El inicio del problema

El corredor Británico es un fenómeno, ha ganado 4 veces el tour de Francia y el año pasado ganó por primera vez la vuelta a España. Esta competencia transcurrió entre el mes de Agosto y el mes de Septiembre del año 2017.

Para el día 7 de Septiembre, el corredor fue intervenido para realizarle una prueba antidoping la cual, días después, arrojó como resultado niveles altos (más exactamente al doble de lo permitido) de Salbutamol.

Este medicamento es utilizado para controlar el asma. Sin embargo, en ciclismo es conocido como sustancia que mejora el rendimiento del corredor, debido a que aumenta la capacidad en los bronquios para la entrada y salida de oxígeno, factor clave en este deporte. “Solo se puede utilizar bajo ciertos parámetros y circunstancias, donde los corredores presentan los certificados médicos,  los cuales son estudiados antes de comenzar cualquier competencia para dar el aval del uso” afirma la UCI, quienes también aclaran que no se puede detectar más de 1000 nanogramos por mililitro del medicamento en el cuerpo, lo cual liquida a Froom, a quien se le detectaron “2.000 nanogramos por mililitro”.

Chris Froome

Defensa y consecuencias

“Conozco perfectamente las reglas. Uso un inhalador para controlar los síntomas, y siempre dentro de los límites permitidos. Mi asma fue a peor según avanzaba la Vuelta y, aconsejado por mi médico, aumenté la dosis” afirmó el británico, a quien la UCI le abrió un expediente para determinar si realmente se medicó más de lo normal, o su cuerpo tardó en asimilar el medicamento y lo acumuló, a tal punto de dar niveles tan altos.

Estas declaraciones hechas por el corredor no fueron aceptadas por parte de los entes reguladores, quienes indican que los testimonios no son aptos “para dar por cerrado el proceso”. La decisión perjudica aún más al capo del sky, ya que el paso siguiente es llevar el caso ante el juez Ulrich Haas, quien en su trayectoria data como uno de los pioneros en las nuevas reglas contra el doping.

Noticias recientes

Aunque el proceso se lleva a cabo desde Diciembre, en los últimos días se han dado a conocer varios adelantos que muestran el camino más reciente del proceso:

  • El corredor ha podido participar en competencias este 2018 como la vuelta Andalucia y Tirreno Adriatico, debido a que el medicamento no es completamente ilegal, y su exclusión de las vueltas sería insólita por parte de la UCI.
  • El juez encargado del caso tardaría entre 4 meses a un año en determinar la imprudencia del corredor; sin embargo, los organizadores del tour de Francia han presionado para que se resuelva antes de Julio y determinar si Froome puede o no participar de dicha vuelta.
  • Si resulta culpable, sus victorias en la vuelta España 2017 se verían afectadas y tendría que devolver algunas etapas y hasta el título.
  • Los directores del Sky ya fueron notificados para evitar la participación del corredor en ciertas competencias (incluso el Giro de Italia, donde ya estaba confirmado). Sin embargo, su derecho a participar es inminente ante la no prohibición del todo hacia el medicamento y sin tener aún el veredicto del tribunal.

El dato clave

Si se analiza la fecha de realización a Froome de la prueba antidoping (7 de Septiembre del 2017), se puede deducir que era una etapa compleja (la número 18), con bastante montaña, y donde el británico, que en ese momento era líder, no podía recortar tiempo ante su escolta. Así que, en dado caso que se compruebe, el uso del medicamento como ayuda para oxigenar tendría sentido respecto al contexto en que se daba la competencia, más exactamente dicha etapa.

Etapa

Otros casos

  • El corredor Diego Ulissi, luego de correr la undécima etapa del Giro de Italia en 2014, fue sancionado por parte de la asociación olímpica Suiza con 9 meses de inhabilidad tras dar positivo en una prueba antidoping por salbutamol. Su suspensión comenzó el 25 de Junio de dicho año (día en que se le informó el resultado), y caducó el 28 de Marzo del 2015. La dosis encontrada en el estudio fue de 1.900 ng/ml (cercana a la de Froome).
  • Alessandro Petacchi fue suspendido en 2007 durante un año por dar positivo en la undécima etapa del Giro de Italia con altos niveles de Salbutamol, más exactamente 1.320 ng/ml. En aquella ocasión, el corredor tenía argumentos a favor para determinar su inocencia, como certificados médicos de una fuerte bronquitis por aquellos días. Pero los entes reguladores ignoraron el argumento y sentenciaron que eran muy elevados los niveles, lo cual aplicaba para doping.

Se espera que en los próximos días, se dé un veredicto al caso Froome para conocer sus participaciones en 2018 y las consecuencias que traerá este escándalo.

Por: Alejandro Cruz Ruiz